Niños Palestinos de Gaza. World Press Photo parte 2

Continuamos con el análisis subjetivo, como el resultado de una visión muy propia de algunas de las imágenes poderosas de uno de los premios más prestigiosos de fotografía periodística.

Montaje de la Exposición

Sin duda una decisión muy acertada de el montaje de la Exposición en el Museo Franz Meyer el colocar esta fotografía de tamaño monumental. El impacto visual de los que visitamos la exposición fue muy fuerte al chocar con una imagen tan conmovedora. 

El análisis de la imagen

La imagen es aplastante en muchos sentidos, sin embargo, la función que ocupa las prendas de cama colgadas sobre los que buscan refugio es fundamental. Por un lado, divide la escena en dos bloques narrativos, y por otro, su incapacidad de resguardar del frío y del peligro a los que se reúnen debajo de ellas es tan inútil que crea una sensación de impotencia ante la evidencia visual del que observa la fotografía.

El uso de colores contrarios nos permiten ver, que en un pequeño lugar de ese congelado infierno existe un punto débil de calor humano, superado en número por los niños, principales víctimas de un conflicto que nadie entiende. Las luces de las velas nos muestran ese débil palpitar, como un cuerpo que aún no muere, pero está cerca de estarlo. En el contexto de otras culturas pareciera que realizan un velorio prematuro de sus propios cuerpos. 

 Algunas de las preguntas que me hago al observar la imagen son : ¿Cuánta luz pueden recibir de las velas? ¿Cuánto calor pueden generar para protegerlos del frío? ¿Cuánta vida hay detrás de esas cortinas?. La respuesta a todas esas tendría que ser: Escasa.

Fatima Shbair 

La fotógrafa Fatima Shbair nació y creció en Gaza, y tenía nueve años cuando comenzó el bloqueo de la ciudad de Gaza en 2006. Decidió contar su historia en 2021, a través de las historias de otros, ya que le resulta difícil ver cómo se repiten los acontecimientos de la infancia en el presente. UNICEF declaró que unos 500.000 niños de Gaza podrían necesitar apoyo psicológico tras el conflicto de 2021.

El conflicto, que duró 11 días, estalló el 10 de mayo, tras el aumento de las tensiones por la amenaza de desalojo en el disputado barrio de Sheikh Jarrah, en Jerusalén Este, y los enfrentamientos en el recinto de la mezquita de Al-Aqsa -uno de los lugares más sagrados del Islam-, en la Ciudad Vieja de Jerusalén. Hamás, la autoridad que gobierna de facto en Gaza, había dado un ultimátum a Israel exigiéndole que retirara sus fuerzas de seguridad del recinto de Al-Aqsa y, una vez transcurrido el plazo, disparó cohetes sobre Jerusalén. Israel respondió con ataques aéreos sobre Gaza.

El conflicto se intensificó y se extendió hasta implicar a otras ciudades de Israel y disparar a través de las fronteras con Siria y Líbano, en lo que se convirtió en el estallido de combates más intenso desde la Guerra de Gaza de 2014. Según la ONU, más de 230 palestinos murieron, entre ellos 106 mujeres y niños. El Ministerio de Asuntos Exteriores israelí informó de 13 víctimas en Israel, de las cuales 12 eran civiles. Finalmente se acordó un alto el fuego el 20 de mayo, que entró en vigor al día siguiente.

Haz click en World Press Photo 2022 Las Historias que importan. Primera Parte

Queremos conocer tu opinión sobre contenidos como este. Por favor envíanos tus comentarios.

Ir arriba